Proteger la salud de tus huesos es más fácil de lo que crees

La salud ósea es un tema del que solemos despreocuparnos a medida que vamos creciendo, sobre todo en la adultez. Siempre tenemos presente el cuidado de los huesos de nuestros hijos o la tercera edad, pero lo cierto es que durante toda nuestra vida debemos procurar tener una alimentación balanceada y mantener nuestros niveles de calcio estables, para que nuestro tejido óseo sea más fuerte y duradero.

Los huesos cumplen funciones muy importantes para nuestro organismo, como la sujeción de los músculos, protección de los órganos y proveer una estructura que da forma a nuestro cuerpo. Sin embargo, tal como los demás órganos, son propensos a sufrir enfermedades, sobre todo en adultos mayores como la osteoporosis, la enfermedad de Paget, también conocida como la osteítis deformante, también conocida como enfermedad de Paget, osteomielitis, o incluso padecer de tumores óseos. Para prevenir estas y otras enfermedades es necesario un cambio en nuestra rutina y alimentación.

A continuación, te damos cinco consejos para mantener tus huesos sanos toda tu vida:

  • Aumentar el consumo de calcio: Es importante un consumo suficiente de calcio, el mismo que encuentras en lácteos bajos en grasa, en vegetales como el brócoli y espinacas o pescados como salmón y sardinas, almendras y tofu.

  • Tomar al menos 15 minutos de sol al día: La organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda una exposición al sol de unos 15 minutos diarios para sintetizar la vitamina D. Sin embargo, es fundamental hacerlo de forma responsable para no dañar la piel.

  • Tener una rutina de ejercicios: Con solo unos minutos de ejercicios al día como trotar o andar en bicicleta podrás contribuir a una mejor salud ósea.

  • Evitar fumar: El tabaquismo se asocia con un mayor riesgo de desarrollar osteoporosis. Además, las personas que fuman tienen una menor absorción de calcio de la dieta. Es por eso, que es de suma importancia dejar este hábito cuanto antes.

  • Evitar el consumo de alcohol: Al igual que el punto anterior, las bebidas alcohólicas aumentan la debilidad de tus huesos, favoreciendo el desarrollo de osteoporosis e incrementando la posibilidad de caídas.

Compartir esta publicación

OTRAS CATEGORÍAS

Más publicaciones que pueden resultar interesantes